martes, 26 de febrero de 2013

Sobre los últimas entradas...

En las últimas entradas están apareciendo una importante cantidad de imágenes  La mayoría fueron registradas por mí, la excepción son las debidamente aclaradas. Esas otras fotografías son subidas con el consentimiento de sus creadores. 
      Pregunta: ¿qué es una fotografía? Pues, ni más ni menos que una porción de la realidad que elegí registrar, con un encuadre determinado, con una lente y velocidad de obturación decidida por quien captura la imagen, desde un punto de vista particular, con una intención explícita o implícita, pero con una intención. Pues registrar algo con una cámara y luego enseñarle a otro es una forma de comunicar, y la comunicación conlleva una intención. Pero además, la elección antes mencionada, puede entenderse como un arte, como una práctica. Esa práctica la valoro tanto como la de escribir, pues en ambos casos elijo una porción de realidad y creo con ella algo. Ese "algo" se vuelve también una realidad, parecida a la otra, pero distinta, pues tiene una, no diría esencialidad, prefiero usar la expresión "característica" diferente y hasta única, propia. Cada cuento, aunque muchas veces refleje algo del mundo o se parezca algo al mundo circundante, contiene elementos que le son propios, que lo distinguen de la realidad circundante y donde está circunscrita. Las fotografías, creo que en igual forma, comunican algo de ese mundo, de esas circunstancias, las de afuera y las de adentro. Ese "adentro", ese interior que fluye en eso objeto que mostramos -entiéndase cuento, novela, fotografía.
         La "aclaración" que realizo, pues eso pretende ser este conjunto de letras, tienen que ver con el aspecto variopinto de mi blog. Unas veces con entradas donde el cuento es la figura invitada, otras las comunicaciones de los sitios donde también aparecen publicados esos cuentos, o la información de la existencia de libros -en varios formatos- que buscan permitirme llegar a otros, al otro, con esta comunicación en cualquiera de sus formas. 
         Echa la aclaración sigo creando, mostrando, publicando, contando en próximas entradas. Siempre creyendo, porque hacerlo es vital, que existe del otro lado, un lector, una persona a quien le resulte en algo interesante lo que hay en el sitio como para darse una vuelta, cada tanto, o al menos una vez. 
         Y como creo que tú -sí... tú- estás ahí es que te invito a realizar el comentario que creas conveniente. Estaré gustoso de compartirlo, siempre y cuando no sea ofensivo o de mal gusto, pues parar eso hay otros medios. Sin embargo, si algo no te gusta de lo publicado aquí y deseas compartirlo, bienvenido sea. 


Las vías del tren van o vienen... quizás ni van ni vienen. El empedrado es testigo de un tiempo que fue, pero también del presente que es.  


   
     El artista, el grafitero, con su trabajo muestra, sin duda alguna, una porción de realidad y la cuenta desde su particular punto de vista. Mi deseo es comulgar con él o ella, en esa suerte de comunicación, cada uno expresando su sentir en su muro, en su espacio tiempo.  La comunicación se completa en quien percibe e interpreta, en quien decodifica, desde su particular cosmovisión.
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...